¿Quién gana y cuánto? Del campo al supermercado

e-mail icon

Este diagrama (basado en un plátano típico de América Latina vendido en el Reino Unido en 2010) demuestra que el valor de la venta de los plátanos se distribuye injustamente a lo largo de la cadena de suministro. Los minoristas pueden tomar hasta el 45% del dinero en comparación con los trabajadores de la plantación y la empacadora que toman tan solo el 2.5%.

La guerra de precios del supermercado

El plátano es el principal artículo lucrativo que se venden en los supermercados del Reino Unido. A menudo el plátano es el arma de elección en la guerra de precios que persiguen nuestros  supermercados más importantes. En los últimos años han hecho que bajen los precios de los plátanos a niveles irrisorios, a veces tan poco como 36 céntimos por kilo – o dos terceras partes menos que en 2002!

Aunque a  veces los supermercados financian esta guerra de precios, en general los recortes los pagan desde los proveedores hasta los trabajadores de las plantaciones, el punto más débil en la cadena y por lo tanto el ‘más fácil’ a apretar. Sin embargo, los trabajadores son los que menos pueden vivir con los recortes. A menudo su minúscula parte del valor total no alcanza para proveer un salario digno (para cubrir las necesidades tales como la alimentación, la vivienda y la educación). La mayoría de los trabajadores de las plantaciones viven en la pobreza y demasiados de ellos todavía son víctimas de la violación de los derechos laborales.

Más información 

Escuchar el programa de alimentos de Radio 4: Fruta a precio rebajado, lunes 15 de noviembre de 2010: la guerra de las frutas del supermercado – Sheila Dillon se entera de si le causa dolor a los productores.