El líder de un sindicato de Guatemala visita Gran Bretaña

e-mail icon

Esta semana el congreso sindical TUC acoge la visita de Noé Ramírez Portela, secretario general del Sindicato de Trabajadores Bananeros de Izabal (SITRABI)- el sindicato del sector privado más antiguo del país, que organiza a los trabajadores de las plantaciones de Del Monte en la costa caribeña.

El secretario general de TUC, Brendan Barber, dijo comentando acerca de esta visita: “Desgraciadamente Guatemala es ahora el segundo país más peligroso del mundo para ser sindicalista y el año pasado SITRABI fue el sindicato que más sufrió ataques violentos”.
 
“Noé fue elegido secretario general de SITRABI en el 2000 justo después de que el ejecutivo sindical fuera forzado a punta de pistola a dimitir y a desconvocar la huelga en contra de las violaciones contractuales. Tras el asesinato del hermano de Noé en el 2007, el sindicato ha sido devastado por una serie de homicidios – nueve de sus miembros han sido asesinados y ninguno de estos crímenes han sido propiamente investigados por las autoridades”.
 
“A pesar de estos ataques, SITRABI rechaza rendirse y ha sido capaz de mejorar las condiciones laborales de mucha gente en Guatemala. Ahora está centrando su atención en el sur del país donde los trabajadores de las plantaciones de banano se enfrentan a las condiciones más duras, incluyendo el impago del salario mínimo.”

“Internacionalmente los sindicatos y gobiernos deben mantener la presión para terminar con la terrible violencia a la que se enfrentan los sindicalistas en Guatemala y con los asesinatos y la cultura de impunidad que los rodea”

Noé Ramírez Portela mantendrá durante tres días reuniones con los sindicatos, con oficiales de gobierno y con otros grupos de interés en Londres, como parte del trabajo liderado por TUC ‘Termina con la violencia e impunidad en Guatemala’.

Guatemala es una de las antiguas ‘repúblicas bananeras’ donde el gigante United Fruit Company una vez fue propietario e enormes extensiones de tierra y tenía mediación política. La industria se ha expandido rápidamente durante la última década y ahora uno de cada tres bananos consumidos en EEUU procede de Guatemala. La mayoría de la producción tiene lugar en el Pacífico Sur y el resto crece en la costa caribeña de Izabal. En Izabal cerca de 5-6.000 trabajadores –empleados por Del Monte (Bandegua), Chiquita y un conjunto de plantaciones nacionales- están sindicados. Por el contrario, el Pacífico Sur representa el mayor ‘agujero negro’ en el mundo, en lo que se refiere a sindicalización y derechos laborales.   El siete por ciento del comercio bananero mundial es producido por 20-25.000 trabajadores, de los cuales la mayoría sufre condiciones laborales extremas.

Vea www.bananalink.org.uk/guatemala  para más información acerca de la campaña de Banana Link para terminar con la violencia e impunidad en Guatemala.